9 nov. 2009

Alejandro Dolina contesta: Las 50 de Paparazzi

Primero que nada, agradezco a Emma, lectora del blog, que me envió muy gentilmente esta nota a Alejandro Dolina en la revista Paparazzi de diciembre de 2008, y pido disculpas por la demora en publicarla.



1. A la hora de escribir, el papel en blanco ¿qué le provoca?
La literatura no produce gozo cuando uno la hace, porque escribir a máquina no es placentero. Cuando uno se propone editar un libro de 400 páginas, tiene la sensación de que no va a poder completarlo jamás. así que cuando escribo sufro y padezco. El goce recién aparece cuando concluyo.

2. ¿Qué es la cintura política?
Al parecer, se trata de cambiar de posición un instante previo a la convivencia.

3. ¿Por qué la gente se empecina en explicar cosas inexplicable?
Porque están muy interesados en publicar sus entrañas y que todos sepan los resortes secretos de proceder. Creo que cuando la gente explica cosas que no tienen explicación, lo que está haciendo, en realidad, es hablar de su deseo.

4. Lo amores que matan ¿nunca mueren?
No es cierto. Vi morir amores que en momento mataron.

5. El mensaje de texto ¿aniquiló al piropo?
No. El piropo tiene algo de usurpación de la intimidad y conlleva una especie de injuria e insulto del hombre hacia la mujer. Una estructura muy frecuente en el piropo es convertir la belleza de la dama en motivo de provocación, de modo que el piropeador diga:"Con semejante X como quiere que yo no Y". Además, el piropo es una demostración machista de poder e impunidad, como ser: "Yo puedo decirte lo que me dé la gana, y si alguien me dice algo aduciré que usted es demasiado linda". El piropo es agresivo, pero no fue reemplazada por el mensaje de texto. De hecho, jamás mandaré un mensaje de texto diciendo: "Nena, ¡qué gambas!

6. ¿Cuál es límite entre lo privado y lo público?
Ese límite define el carácter de una civilización. En la sociedad stalinista, el estado intervenía convirtiendo las acciones privadas en públicas. En los regímenes liberales, existe una tendencia a publicar la intimidad. Es curioso, pero en estos tiempos, en los países más liberales estamos más vigilados que aquellos que vivían en el régimen ruso en 1923. De todos modos, hoy existe una tendencia a la confesión, aunque vivamos tiempos no tan religiosos. No estoy hablando siquiera de un consultorio psicoanalítico, sino este reportaje donde yo, sin duda haré públicas cuestiones que suponía privadas.

7. ¿Se puede ser amigo de una mujer hermosa sin desearla sexualmente?
No. Lo que uno puede hacer es controlar su conducta. No puedo evitar enamorarme, pero puedo no llamar a esa mina a las cuatro de la matina o amenazarla con que me voy a suicidar si no me da bolilla. Se puede manejar las circunstancias, pero los impulsos del alma, quizá no.

8. ¿Le preocupa saber si sus hijos darían la vida por usted?
No, y creo ilícito preguntármelo. Lo único lícito es saber si uno daría la vida por ellos.

9. ¿De qué siente que retornó?
De lo único que estoy de vuelta es de enamorarme de quien no me ama. Sólo me enamoro de quién puede amarme, y mucho. Sufrir por amor, no gracias.

10. ¿Cuál es el mejor antídoto para combatir la estupidez?
En vista del carácter pandémico de esta enfermedad, no creo que haya un antídoto. De haber existido, hubiéramos notado sus efectos (carcajadas).

11. ¿Cada uno es artífice de sus destino?
Sabemos que nuestro estigma es envejecer, envilecernos y morirnos, pero las grandes cosas de la vida son las que no se pueden modificar, y en ellas, si no está Dios, podemos estar nosotros. Ya que no somos inmortales ni podemos conocer el secreto del universo, trabajamos en los detalles. Desde Venus todos parecemos iguales, pero lo que nos distingue son las pequeñas diferencias.

12. ¿Por qué el fracaso es huérfano y el éxito es tiene muchos padres?
Porque la misma condición humana externaliza la culpa e internaliza la virtud.

13. Para creer ¿necesita ver?
No. Si no creyera en otros que vieron, debería inventar la ruede cada tarde.

14. Imagine que debe buscar empleo, ¿qué le diría al gerente para que lo tomará?
Que me pruebe, porque las palabras con las que uno se puede describir son las mismas para todos. Eso se nota cuando uno es muy conocido en su país y viaja a Finlandia, en donde debe explicar quien es porque nadie lo conoce. Allí, la única posibilidad es ser puesto a prueba, ya que las cartas de presentación de un diestro y de un estúpido son casi iguales.

15. Contra el olvido ¿hay que luchar?
La naturaleza del olvido es la desaparición. sin en este instante alguien me dijera que hable de mi abuelo, seguro no podría hablar ni diez minutos de él, a pesar de haber sido una de las personas que más quise. Esto sucede porque el olvido avanza borrando, modificando o mintiendo.

16. Animicamente, ¿cómo se define?
Mi estado  de ánimo es un fondo gris, lleno de fueguitos que, por suerte, se prenden cada tanto.

17. Su edad mental y espiritual ¿condicen con su edad física?
Sería elegante decir que me siento mucho más joven de lo que soy, pero la respuesta es: "Pruébeme", la misma que dí en Finlandia (risas).

18. Con el tiempo, ¿se hizo mas indulgente o más exigente con usted?
Más exigente, pero de modo patológico. No está mal ser exigente en lo vocacional, pero no meterse al al mar porque uno sienta que debe llegar nadando hasta las islas de Cabo Verde, es patológico. No es bueno ser tan exigente en todo, sin límites.

19. ¿Por qué se tiende a asociar el poder con la corrupción y no con la idea del bien?
Esto ocurre en la Argentina más que en otras partes, porque en muchas épocas de nuestra historia ha costado asociar la idea de poder con la del bien común, pero también por una pulsión negativa que contaminó a nuestra sociedad. En las peores crisis, pongamos la de 2001, aquel "Que se vayan todos!" referido a los políticos que la sociedad culpaba a las clases dirigentes de cuanto ocurra, pero también eran culpables los otros estamento, de los cuales provenía esa queja, qué hablar de los empresarios, del sector financiero y de los ahorristas que vivían de la especulación. Alguien me dirá: "Usted sabe cómo son los políticos", y yo responderé: "No sé cómo son. He conocido a algunos que por ser políticos han sido más pobres de lo que podían ser, y conocí algunos que han sido asesinados, incluso por ser políticos."·

20. ¿Por qué está ausente de la televisión?
Porque a la televisión no le gusto. Últimamente hice gestiones personales para ser parte de la tevé, pero siquiera encontré un lugarcito en canales alejados de la brutal competencia. La suerte que tuve con el público no la tuve con los agentes mediáticos ni con los mercaderes de la tevé.

21. ¿Qué hace para escapar del consumismo?
Nada. Vivo muy bien, pero no ingresé al circuito de personas muy afortunadas. No estoy en condición de comprar lo que quiera.

22. Los jugadores de fútbol de hoy,  ¿ya no sienten amor por su casaca?
Bueno será que una persona prefiriera jugar gratis para Atlanta a ganar 10 millones de euros en el Barcelona. No me parece que el amor por la camiseta sea algo que se deba llevar más lejos que el bienestar de la familia.

23. Un padre ¿debe ser padre o amigo de sus hijos?
Con mis hijos tengo una gran proximidad, jugamos juntos al fútbol, trabajamos juntos, veraneamos juntos y nos divertimos casi con las mismas cosas, pero soy su padre, no soy amigo de ellos.

24. El sexo es...
...la cara visible y más usual del deseo y la condición principal del amor.

25. Cuando se mira al espejo, ¿Qué le pasa?
Me sorprendo gratamente, pero no porque me guste mi cara, sino porque estando tan injustamente triste, mi aspecto permanece razonablemente bien.

26. ¿A quién le teme más, a un abogado o a un médico?
Sin dudas, a un abogado.

27. ¿Cómo se lleva con el dinero?
Muy mal. He sido robado y estafado por gente amiga, en virtud de mi relación tan nebulosa con el dinero.

28.  ¿Cómo son los carros de los triunfadores?
Son carros pintados de diversos colores que van en diferentes direcciones y, curiosamente, siempre van en ellos montados los mismos tipos.

29. ¿Qué no debe faltar en un encuentro amoroso?
Ya lo decía Platón: "La primera llama es la visión de un cuerpo hermoso". Pueden encenderse otras llamas, pero si no existe el deseo físico, por más que la dama y yo leamos a Cortazar, vayamos juntos al gimnasio y seamos de Independiente, no va a pasar nada.

30. En su vida ¿qué lo condujo más lejos: el deseo o la razón?
Ambas cosas, pero en áreas distintas. Convengamos que el deseo carnal es mas urgente que las tentaciones de la razón, y que tira más que una yunta de bueyes.

31. Cuando alguien que quiere lo defrauda, ¿qué actitud toma?
Bajo la persiana para siempre.

32. ¿En qué etapa de su vida se encuentra?
No estoy para disfrutar de lo obtenido ni para perder tiempo. Me encuentro en un momento urgente de mi vida, en el que son necesarias acciones inmediatas. Se que a estas alturas hay que defender con uñas y dientes los impulsos juveniles, porque pueden desaparecer de golpe.

33. La creación artística ¿conlleva un 95% de transpiración y un 5% de inspiración?
Para crear hay transpirar la camiseta. La inspiración no viene sola. El concepto del artista incontaminado es nefasto. El que no lee, no mira y no aprende es un estúpido, no un genio. Hay que estudiar aunque sólo sea para no correr el riesgo de escribir La Divina Comedia, siendo que la han escrito.

34. ¿En que se sabe inútil?
En muchas cosas. Como gerente publicitario de Radio Rivadavia he sido tan inútil como lo soy jugando al volley. En cambio, para pintar y dibujar son una porquería (risas).

35. ¿Usted pelea sus contratos?
Si. Esa situación me hace sentir muy mal pero, por la misma razón, soy muy duro en dicha pelea.

36. La televisión ¿es un medio caníbal?
La televisión es el arma más poderosa de la penetración mediática. No tengo una opinión artística sobre la tevé, ya que en ella coexisten enormes estupideces. Pero decir que después de haberme adiestrado para disfrutar de lo complejo, no puedo renunciar a ser quien soy para ver algunos programas.

37. En la televisión, ¿ciertos puestos de decisión están ocupados por inexpertos e incapaces?
Sin duda. En la post modernidad, los hombres que manejaban los destinos del mundo dieron paso a un ejército de gerentuelos cuya principal preocupación es que no los echen. En esta sociedad, incluida la televisión, nadie quiere perder nada.

38. ¿Qué es la alegría?
La alegría, como la felicidad, son chispas. No existe una meseta de la alegría ni un territorio de la felicidad. Por eso, hay que estar muy atento para que no se escapen esas flechas luminosas en la noche que son los placeres del cuerpo y del espíritu.

39. ¿Cuánto de lo que es usted se lo debe a las mujeres que tuvo a su lado?
Casi todo. Es más, muchas de las cosas que hice no las hubiera llevado a cabo de no haber tenido tantas ganas de gustarle a algunas.

40. ¿Con qué clase de gente se siente un sapo de otro pozo?
Con casi todo el mundo, pero en especial con los representantes de la clase pudiente porteña.

41. El humor ¿de qué lo salvó?
De que me rompan la trompa. Vivía en un barrio pesado y una manera de eludir el irrespeto era la respuesta filosa y justa que, a veces, llevaba un sello de humor. Creo que eso me granjeó simpatías difíciles de conseguir.

42. ¿Qué nos iguala a todas las personas?
La muerte, entre otras cosas.

43. Pisquicamente ¿cómo cree que se encuentra?
Estoy haciendo deportes en forma intensa y competitiva. Salvo que casi me muero la semana pasada, estoy en perfecto estado (risas).

44. ¿Qué hacer para que una despedida de solteros sea exitosa?
A mi me disgustan las despedidas de solteros. Lo mejor en una despedida de solteros es no ir (risas).

45. ¿Qué sepultaría para siempre?
Mis miedos, mis fobias y mi egotismo, porque me impiden disfrutar de la vida.

46. Ser popular ¿es un peso para usted?
NO, porque las ventajas superan a los inconvenientes. Yo estoy agradecido por esa notoriedad. No sé si llena el alma al punto de producir un derrame, pero a veces echa un chorrito allí donde estaba seca.

47. ¿Existe gran distancia entre el niño que fue y el hombre que es?
Debe ser así. Cuando la distancia entre la infancia y la adultez es ínfima existe un cuadro patológico, y uno debe concurrir urgente al médico.

48. ¿Quién es Alejandro Dolina?
Supongamos que en Paparazzi hay dos notas de Juan Sasturain. Una de ellas titulada: "Sasturain revela su vínculo con la intuición" y la otra lleva por título: " Sasturain  cuenta cómo tuvo sexo con Luciana Salazar el fin de semana en San Clemente del Tuyú", leería primero la segunda nota, pero la verdadera sabiduría está en no privarse de ninguna. Yo quiero al Sasturain que anda con Luciana Salazar, pero también al que lleva el mundo de los libros a la televisión. Quiero a ambos, pero lo primero es lo primero.

49. ¿De qué se arrepiente?
Yo hice un pequeño viaje que se prolongó, y eso me llevó a trabajar como guitarrista y cantante en un pequeño lugar de Barcelona. Cierto día vino al reducto un señor mayor a ofrecerse como acordeonista y lo probaron. El tipo tocó algunas cosas, pero no y bien. Yo le comenté que tocaba el acordeón  y me dijo: "Por qué no toca algo" y toqué. Cuando terminé me di cuenta  que por mi afán de lucimiento había hecho patente que tocaba mejor que él. ¿Qué necesidad tenía yo de demostrar mi superioridad? Eso ocurrió hace varios años, y aún siento vergüenza de haberlo hecho.

50. Un pequeño secreto para ser feliz.
Si bien jamás diseñaría una página de autoayuda, me parece que cuando uno desea algo que no va a conseguir, se frustra y si lo que desea está muy cerca, el deseo pierde tonicidad. Hay que desear lo que no tenga la distancia de la imposibilidad.



Sergio Cohen y Carlos Lemos
Fotos: Editorial Atlantida



Gracias Emma!!!!



0 comentarios.:

Publicar un comentario

Gracias por dejar tu comentario!!!
Lo responderé a la mayor brevedad posible!!!!!

ir arriba