12 ago. 2007

Fragmento de una Charla de Dolina

Dolina: "'El verdadero milagro de la vida no es encontrarse con uno mismo, que después de todo no es más que una paradoja de quinta... Lo importante es encontrarse con alguien. Esos efímeros puentes que dentro de este mundo de islas algunos suelen tender; efímeros porque duran muy poco y hechos quizas de la misma materia de la que están hechos los sueños. Por ahí, cada tanto, en esa horrenda soledad que es la vida, uno liga un puente. Un puente que se puede tejer con un cariño o con un amor; quiere decir que en este mundo donde todas las citas son fallidas, o casi todas las citas son fallidas, en donde casi todo consiste en ir a esquinas donde nadie acude, en donde casi todos los encuentros fallan. Mi vida es ir a buscar y no encontrar, y es así... Salvo alguna que otra vez, como flechas luminosas en la noche, en que uno va a una esquina y hay alguien, bueno... yo creo que eso merece festejarse y festejarlo con dignidad, y hacer digno ese pequeño puentecito que se ha tendido. Solo una vez en la vida de un hombre pasa un centímetro cúbico de suerte y solo la pescará el que este todo el tiempo atento. Nos toca solo un cachito de suerte en la vida y el peor de los pecados es dejarla"

2 comentarios.:

Luis Emilio dijo...

Siempre destesté, de las películas, de la tv, y aún de la vida real, que en los momentos románticos,surge un mecánico y, por tanta repetición, un casi insensible "Te amo"..Creía que era como la sensación de caminar descalzo por la hierba,que merma proporcionalmente a la frecuencia de dicho acto.La piel se engrosa,se aspereza....Hoy sospecho que el acto casi reflejo de decir Te amo, es un automatismo necesario en "esos" momentos, pues ciertas funciones cerebrales se anulan, y van ganando terreno los idiomas gestuales,sensoriales,de una profundidad e intensidad tal, que ciertas zonas del pensamiento son anuladas,salvo la parte que envìa el mensaje "Te amo".
Llamando a esa zona anulada,"A",y a la parte gestual,sensorial,intensa y profunda, zona "B",luego de leer su comentario,quedo maravillado porque su "B" le enseño mucho de ella a su "A".Y más aún (luego de releer su reflexión),noto que el alumno (alumna mejor dicho),superó al maestro ("tra"). Alejandro,gracias por demostrar que existe esa posibilidad en nuestro ser.

Ignacio dijo...

Hola Emilio, gracias por tu comentario, me pareción muy interesante.
Saludos

Ignacio

Publicar un comentario

Gracias por dejar tu comentario!!!
Lo responderé a la mayor brevedad posible!!!!!

ir arriba